Both Ends Believing agradeció la oportunidad de participar la semana pasada en el Simposio sobre Adopción organizado por el Departamento de Estado. La DOS convocó a un grupo diverso que representaba distintas perspectivas dentro del círculo de la adopción y dio la oportunidad de hablar a todos los que quisieron. El equipo de la DOS realizó un magnífico trabajo de síntesis de las opiniones expresadas para identificar los puntos en común.

    ¡Y hay consenso! Prácticamente todos los asistentes apoyan la adopción ética y transparente, tanto nacional como internacional. Hubo un acuerdo generalizado en que unos datos precisos, completos, accesibles y protegidos sobre los niños que viven en instituciones son una pieza que falta y que es fundamental para encontrar una solución que devuelva a estos niños a sus familias biológicas o, si esto no es posible, a nuevas familias. El programa Children First de BEB aborda esta necesidad y fue reconocido en una de las sesiones plenarias, así como en varias conversaciones paralelas.

    Los ponentes del DOS hablaron con una voz unificada en apoyo de la adopción internacional bien hecha. Las palabras están ahí. En cuanto a las acciones, no sigamos debatiendo por qué ha disminuido la adopción internacional. En cambio, miremos hacia adelante y animémonos a que el DOS haya tomado la iniciativa de celebrar este simposio y de escuchar de verdad diversos puntos de vista.

    Confío en que las acciones del DOS respalden sus palabras. Todos podemos unirnos en torno a los beneficios que supone para los niños criarse en familias afectuosas. Todos podemos unirnos en torno a la adopción ética como una opción maravillosa para un niño sin padres. Todos podemos unirnos en torno a la DOS y crear una atmósfera de confianza mutua. Tal vez nuestro círculo de adopción pueda incluso servir de modelo en Washington para tender puentes hacia un objetivo común.